En el prólogo del Diccionario de autoridades se escribe: «Fenecido el Diccionario se trabajará en una Grammática, y una Poética Españolas, e Historia de la lengua, por la falta que hacen en España. Y en quanto a la Rhetórica, podrá excusarse de trabajar de nuevo, porque hai bastante escrito».


Así, la Academia publica, en 1771, su primera gramática en la que se nos hace ver «el maravilloso artifi cio de la lengua, enseñándonos de qué partes consta, sus nombre, definiciones, y oficios, y como se juntan o en lazan para formar el texido de la oración. Sobre ninguna de estas cosas se hace reflexión ántes de entender el arte, y así es difícil que sin él hablemos con propiedad, exactitud, y pureza».


Ofrecemos la primera edición facsímile de esta obra con motivo del III centenario de la Real Academia Española y que junto con el Diccionario de autoridades y la Ortographia, constituyen los tres códigos lingüísticos fundamentales de nuestra lengua.